ALQUITARA

ALQUITARA

martes, 22 de enero de 2013

BLUES & DECKER EN LA ALQUITARA

CAFÉ-BLUES LA ALQUITARA
VIERNES 1 DE FEBRERO
12 NOCHE-ENTRADA LIBRE
BLUES & DECKER 



Blues & Decker.. es una formación de Blues/Rock que nace en Gijón a mediados de 2009 con la firme determinación de tocar en directo. Inicialmente seleccionan un repertorio de blues clásico buscando la vertiente más folk y tradicional. Tras unos pasos en esta dirección, se incorporan
temas con un sonido más eléctrico y sofisticado, acercando así la banda al rock y conformando el estilo final de la misma. En el grupo siempre existió la intención de obtener un sonido propio y no limitarse a reproducir los estándares, por lo que progresivamente van apareciendo ideas que se transforman poco a poco en temas originales que pasan a formar parte del repertorio.
 
 
 
 
 
 
 
 
Tras dos años dedicados a engrasar la máquina en directo y componer temas propios, en la primavera del 2012 el cuarteto entró en los estudios Magoo de Oviedo para grabar, con Juan Martinez como técnico de sonido, las nueve canciones que conforman su primer disco. Todas ellas tienen el blues como trasfondo, pero Blues & Decker enriquece cada una de las canciones con pequeños detalles, acordes diferentes, quiebros melódicos o estilísticos que dan como resultado rotundas composiciones propias que les acercan al rock psicodélico de los 70 (‘Till dawn’) o al funk-metal (‘Tomorrow’); también saben tocar suave, en baladas de blues-rock intimista y contenido (‘Blues is dead’), o en piezas de mayor sofisticación y elegancia (‘Stealin’ the soul’).
Cuando deciden coger un camino más clásico (‘No Worries’) o le arrean al blues eléctrico y de gran intensidad vía Chicago mezclado con gotas de swing (‘Posology’) resultan igual de convincentes, y qué decir de las versiones que hacen de clásicos como ‘Shame, shame, shame’ (Jimmy Reed) -enriquecida con la aportación a la armónica que hace David García, miembro de The Blind Lemons- y ‘John The Revelator’, el tema que Son House solía interpretar a capella. Todo ello acompañado de buenas letras que huyen de los tópicos asociados al blues, y apoyados en un sonido contundente, brillante y agresivo, reflejo del que suele ofrecer en los conciertos.
“Stealin’ the Blues”, envuelto en un precioso diseño de Diego Perez Gonzalez, es una excelente carta de presentación para un grupo que tiene un largo camino por recorrer pero que puede estar muy orgulloso de lo hecho hasta ahora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario